Alternate Text

Mi bebé chupa todo lo que toca, ¿es normal?

Existen varias razones por las que los bebés se llevan a la boca todo lo que está a su alcance. Por un lado, esta es la manera en la que las niñas y niños pequeños descubren el mundo, y aunque muchos papás sientan gran preocupación ante esta actitud, es parte fundamental para su desarrollo. 

Al introducir a su boca objetos que llaman su atención:  

1. Las niñas y niños satisfacen una fuerte necesidad de aprendizaje y exploración. En esta etapa, usan sus sentidos para obtienen información de su entorno, al llevar objetos a su boca descubren formas, texturas, sabores, materiales y olores.

2. Ejercitan su coordinación visomotriz, es decir ojo-mano. Por lo general, empiezan con su manos, dedos, puños o pies; conforme pasa el tiempo, logran integran tres sentidos para esta acción: vista, gusto y tacto.  

Tu bebé ha logrado la maduración cognitiva para coordinar lo que ve, estirar su brazo para alcanzar el objeto, tomarlo y llevarlo a su boca. 

3. Fortalecen su sistema inmunológico. Sí, por increíble que parezca, este acto puede ayudar a su cuerpo a crear resistencia ante virus y bacterias.  

4. Ejercitan y fortalecen los músculos orales. Al explorar los objetos deberán coordinar los músculos de las mejillas, lengua y mandíbula, lo cuál que resulta muy provechoso para su desarrollo del lenguaje.

5. Por otro lado, si tu bebé tiene entre cuatro y ocho meses y notas que recientemente segrega más saliva, podría tratarse de la dentición. Para corroborarlo, explora sus encías: si están inflamadas y rojas, los dientes vienen en camino.  Ofrecerle una mordedera fría puede ayudar a aminorar las molestias. 

Y aunque esta acción tiene muchos beneficios para tu bebé, es primordial:  

  • Mantener limpio el entorno en el que se desarrolla tu bebé 
  • Retirar del suelo o su entorno el alimento para mascotas
  • Tener la precaución de poner fuera de su alcance objetos de vidrio, botones, agujas, aretes pequeños u otros que podría ingerir o romper y lastimarse
  • Asegurarte de que no tiene acceso a sustancias tóxicas como productos de limpieza o cualquier otro que pueda poner en riesgo su salud

Durante su primer año de vida llevar todos los objetos a su boca será una acción recurrente, pero con las medidas de seguridad necesarias, logrará descubrir y conocer todo lo que llama su atención. 

Validado por Beatriz Romo Pardo.
Neuropediatra
Compartir