Alternate Text

3 actividades para aprender las partes del cuerpo

Aprender las partes del cuerpo es esencial para la comunicación de tu hija o hijo; de esta manera, aunque sea muy pequeño, le será más sencillo expresarse si algo le sucede. Por ejemplo, si se cae o lastima sin que tú lo veas, y aún no tiene la capacidad de formar enunciados como “me pegué en la rodilla”, podrá decirte “rodilla duele”. 

A continuación te compartimos algunas actividades para enseñarle el nombre de las partes del cuerpo: 

  1. Cantando canciones

Las canciones infantiles son una gran herramienta para enseñar a los niños, pues con ayuda de ritmos pegajosos y mucha diversión, pueden aprender los colores, nombres de animales, días de la semana, números, las partes del cuerpo y más. 

Busca alguna canción que pueda ayudarte e inventen una coreografía para aprender las partes mencionadas. Al principio puedes señalar sobre el cuerpo de tu bebé, después podrás preguntarle, por ejemplo: “¿dónde están mis ojos?”. 

  1. Frente a frente

Colócate frente a tu pequeño o pequeña, señala alguna parte de su cuerpo y dile el nombre en voz alta, aliéntalo a que repita la palabra, toque la zona y la ubique. Por ejemplo, puedes decirle “esta es tu nariz”, llevar su mano a la nariz y repetir dividiendo en sílabas “na-riz”. 

Después de practicar un poco, puedes elevar el juego señalando una parte de tu cuerpo y preguntarle como se llama. 

  1. Con materia de apoyo

Otra actividad para aprender los nombres del cuerpo es con ayuda de un muñeco, pueden vestirlo e ir mencionando las partes y acciones, por ejemplo: “voy a tomar el brazo del muñeco para ponerle su camiseta”. 

Una variante de esta actividad es colocar prendas sobre un dibujo, hay algunos juguetes didácticos hechos para este objetivo, sin embargo, es muy sencillo que hagas uno en casa con ayuda de cartón, cartulina, tijeras y colores. 

Recuerda la importancia de tener una buena dicción, es decir, articular adecuadamente los músculos de la boca para que tu bebé pueda conocer los movimientos necesarios para pronunciar cada vocablo; por otro lado, también será primordial que le corrijas cuando diga incorrectamente alguna palabra. 

Realizar juntos actividades como esta le ayudarán a ampliar su vocabulario y conocer su propio cuerpo, además, pasar tiempo con tu pequeño o pequeña refuerza los lazos afectivos, contribuyendo a la formación de una mejor autoestima.  

Validado por Augusta Franco Andrade.
Terapeuta Kinesióloga
Compartir